Lo de Uruguay “fue una ruptura democrática”

timerman 2012

El canciller argentino Héctor Timerman aseguró que la destitución de la presidencia de Fernando Lugo en Paraguay “fue una ruptura del orden democrático”, porque “el mecanismo utilizado viola toda práctica constitucional del mundo democrático”.

“El gobierno argentino considera que estamos frente a una ruptura del orden democrático. En Paraguay se utilizó un mecanismo contemplado en la Constitución, pero fue aplicado de tal forma que viola no sólo el espíritu de esa Constitución sino toda práctica constitucional del mundo democrático”, aseguró Timerman en una entrevista con Página/12 sobre la destitución de Lugo.

El canciller argentino explicó que la violación fue “practicar una ejecución sumaria. Darle dos horas de defensa a un presidente democráticamente electo es un tiempo menor al que tiene quien pasó un semáforo en rojo”.

Timerman, quien estuvo en Paraguay el viernes pasado cuando se produjo el golpe de Estado, contó también que “en ningún caso encontramos (los cancilleres) el más mínimo interés en la oposición de dialogar con nosotros y buscar una opción a la ejecución sumaria de un presidente”.

“Y eso que les dijimos claramente que estábamos allí para respetar, al mismo tiempo, la soberanía de Paraguay y los documentos internacionales que todos firmamos”, remarcó.

El canciller argentino expresó además sobre lo acontecido que “fue triste haber visto a Lugo el viernes a la tarde solo, en su despacho de la casa de gobierno, sin papeles sobre el escritorio, viendo por televisión cómo el Congreso lo destituía”.

En cuanto a los entretelones que rodearon la destitución de Lugo, Timerman contó que “los dirigentes del Partido Colorado -con quienes nos reunimos primero- nos dijeron que el gobierno era inviable y se tenía que ir. Y que había que hacerlo rápido porque supuestamente Lugo había llamado a elementos subversivos y violentos”.

El canciller argentino dijo además que se reunieron con el líder del Partido Liberal Radical Auténtico en el Congreso y recordó que una de las respuestas de un dirigente opositor fue “lo mejor que pueden hacer los cancilleres de Unasur es irse”.

Por último, Timerman contó que también conversaron con Federico Franco -quien sustituyó a Lugo en la presidencia de Paraguay- y que cuando le consultaron que si en caso de que se pudiera convencer a Lugo de pedir licencia, le darían seis meses para preparar su defensa, respondió: “Este gobierno es inviable. Aquí comienza la violencia mañana”.

Comments

comments

Leave a Reply