El oficialismo logró convertir en ley el Presupuesto 2019 y un paquete de leyes económicas con el respaldo de una parte del Bloque Justicialista, que dejó en evidencia sus fisuras, luego de una extensa sesión.

El Senado sancionó la Ley de Presupuesto con 45 votos a favor, 24 en contra y una abstención (del justicialista Carlos Espínola), mientras que la adenda al Consenso Fiscal obtuvo 48 positivos y 12 negativos.

Cambiemos contó con el acompañamiento de una porción del Bloque Justicialista que preside Miguel Pichetto -y que mostró en los discursos la división interna que sufre por estos días- además de las bancadas provinciales como el Movimiento Popular Neuquino (MPN).

Sin embargo, el oficialismo tuvo una baja: la del santacruceño Eduardo Costa, quien se ausentó de la sesión, molesto por lo presupuestado para su provincia según indicaron fuentes parlamentarias.

El rechazo fue encabezado por el Frente para la Victoria-PJ (FPV), que se fue luego de la votación del Presupuesto, y el otro sector del justicialismo, que coincidió con el kirchnerismo en los argumentos referidos al “ajuste” de las cuentas públicas, el crecimiento de la deuda y la insuficiencia, a su criterio, de los cambios logradas a lo largo de la discusión del Congreso.

Fuente: NA