Argentina presentará a los acreedores externos una oferta de reestructuración de deuda que contempla una quita del 62% del capital y del 5% de intereses y un período de gracia de 3 años.

La oferta fue oficializada hace minutos por el presidente Alberto Fernández en una reunión con gobernadores en el que estuvo acompañado por la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

“No estamos firmando cheques en blanco ni compromisos que no podamos cumplir”, indicó el Presidente, al tiempo que señaló que “nos propusimos que el pago de la deuda no suponga más postergación para argentinos que la están pasando mal y que son nuestra prioridad”.

“Nos propusimos hacer lo mismo que hicimos con Néstor (Kirchner) en 2003. Esto es una suerte de default virtual. Todos tenemos un compromiso de salir de esta situación”.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, explicó que la propuesta del Gobierno contempla una quita de intereses de 37.900 millones de dólares, que equivale al 62% del total, y de 3.600 millones de dólares de capital, que representa el 5,4% sobre el total.

Además, indicó que se buscará “cambiar la estructura de deuda que implique un período de gracia de 3 años. Empezaría a pagar recién en 2023 a una tasa de interés promedio del 0,5% que iría creciendo hasta niveles sostenibles.

El ministro precisó que la fecha de cierre será a los 20 días del momento del lanzamiento formal de la oferta, “un período suficiente para que los acreedores tomen decisiones”.

Fuente: DIB

Responder

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí